Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for 25 febrero 2009

El joven Jacobo Piñeiro, durante el juicio

El joven Jacobo Piñeiro, durante el juicio


Esta semana, en la ciudad de Vigo, un jurado popular absolvió al autor confeso del asesinato de una pareja de jóvenes homosexuales, por considerar que “actuó llevado por un miedo insuperable y en legítima defensa”.
Tan sólo lo encontró culpable del incendio posterior de la vivienda del crimen.
Jacobo Piñeiro había afirmado que Isaac y Julio iban a violarlo y que por eso los mató. Hasta aquí podría existir una duda razonable de que todo pasó así exactamente.
Pero después, comienzan las preguntas:
Si los atacó para defenderse ¿por qué les asestó 57 puñadadas?
¿Y por qué, con 57 puñaladas, el jurado desestimó el ‘ensañamiento’?
¿Si sólo se estaba defendiendo, por qué Jacobo ató a uno de ellos antes de matarlo?
¿Por qué, después de cometido el doble crimen, prendió fuego a la vivienda para borrar todas las huellas de lo sucedido?
Demasiadas preguntas sin responder.
Tanto la Federación de Gays y Lesbianas como la Ministra de Igualdad, Bibiana Aído, lo tienen claro: el jurado popular absolvió a Jacobo por homofobia, es decir, por fobia a los homosexuales.
Y también, porque consideran que matar a homosexuales en realidad no es un crimen sino una falta leve.
“Catalogar a 57 puñaladas como defensa propia por el miedo a dos homosexuales está relacionado con la homofobia de nuestra sociedad”, subraya la Federación, en cuya opinión el jurado no consideró ni las pruebas aportadas por el fiscal, que pedía sesenta años para Piñeiro, ni las forenses.
Y agrega: “Que el jurado sólo lo haya encontrado culpable del incendio significa que, para ellos, este hecho sí era grave porque puso en peligro la vida de otras personas heterosexuales”.
Llama especialmente la atención que, en momentos en que la sociedad está pidiendo un endurecimiento de las penas en caso de asesinatos, este jurado popular haya absuelto a Jacobo de un terrible doble asesinato.
Tan escandalosa ha resultado esta sentencia que ya se ha elevado al Tribunal Supremo la anulación del juicio, para realizar otro más imparcial.
Pero nos queda el sabor amargo de comprobar que en el país pionero de las bodas homosexuales, España, todavía queda mucho camino por recorrer para lograr la plena igualdad de todos sus ciudadanos.

Anuncios

Read Full Post »

. Pan y circo

marta-2
Esta semana se ha hablado mucho del asesinato de la adolescente sevillana Marta del Castillo.
Toda Sevilla y España entera han estado pendientes de las noticias, que iban llegando por entregas, como los antiguos folletines, a medida que se conocían más detalles.
Un crimen tan mediático que hace que los curiosos acudan por centenares a orillas del río Guadalquivir a ver si ‘ellos’ encuentran el cadáver.
En fin, un hecho terrible y doloroso, sobre todo para la familia, aunque no deja de ser otro caso de violencia de género, como hay, desgraciadamente, tantísimos…
No he podido dejar de comparar el calibre de otras noticias, que parecen opacadas por ésta.
Sin ir más lejos, la desaparición de Sara y Yeremi, entre los muchos niños españoles que nunca volvieron a casa.
O la triste muerte, hace tres días, de veinte niños marroquíes de entre 8 y 17 años que se ahogaron a pocos metros de la playa de Los Cocoteros, en Lanzarote.
O que se esté tambaleando el sistema bancario español.
O la cumbre de ‘negacionistas’ del cambio climático, que, financiada por la petrolera Exxon Mobil y organizada por el Instituto Heartland y otras 40 entidades al servicio de los intereses del sector energético, se llevará a cabo en Nueva York, del 8 al 10 de marzo, liderada por el ex presidente español José María Aznar.
¿Su finalidad? El nombre lo indica, ‘negacionistas’, niegan que el cambio climático se deba a las emisiones contaminantes del CO2 y piden a Bruselas que suavice algunas medidas restrictivas (el imperio contraataca).
Todas las noticias tienen su importancia.
Pero cuando una percibe el manoseo de la voraz prensa amarilla en casos como el de Marta del Castillo hasta convertirlos en ‘mediáticos’ a su pesar, no puedo dejar de recordar el ‘pan y circo’ de los romanos, que consistía, ni más ni menos, en mantenerlos entretenidos para que dejaran de pensar.

Read Full Post »

huelga-brit-2
Hay una noticia, esta semana, que hasta ahora los medios han tocado como de refilón, con mucha delicadeza, ya que podría ser el preludio de un malestar cada vez mayor y muy contagioso por cierto.
Se trata de la protesta que comenzó el miércoles pasado, 28 de enero, cuando en la central nuclear de Sellafield, Gran Bretaña, una empresa italiana ganadora de una licitación contrató a obreros italianos y portugueses como trabajadores temporales.
Unos 100 trabajadores británicos se declararon en huelga para protestar contra la medida, reclamando que, antes que a extranjeros, habría que haber dado esos puestos de trabajo a obreros nacionales.
El lunes 2 de febrero ya se habían sumado cerca de mil trabajadores a la protesta.
“No somos xenófobos”, aclaraba el sindicalista Gary Stockton, “es que son puestos de trabajo que podrían darse a trabajadores británicos en paro, pero no nos dejan presentarnos. Por ejemplo, en la planta de Staythorpe ya han dicho que no emplearán a ningún trabajador británico.”
Por su parte, el responsable de Negocios del gobierno británico, Peter Mandelson, ha respondido que “la ley garantiza la libertad de movimientos de todos los trabajadores. Los británicos también podrían beneficiarse de ello si quisieran, tal y como hacen los demás.”
En esta misma línea, la Comisión Europea ha reaccionado asegurando que la preocupación de los trabajadores británicos es comprensible; pero que su reacción contra los trabajadores extranjeros no es la adecuada.
Sin embargo, da la casualidad que ayer miércoles también el Parlamento Europeo aprobó un texto en el que se establecían multas más severas para las empresas o los particulares que contratan a trabajadores sin papeles.
A partir de ahora deberán hacerse cargo de los gastos de repatriación de la persona, más el abono de los salarios atrasados como parte de las sanciones, que incluso podrán ser penales si la empresa reincide.
En Gran Bretaña se teme que el malestar vaya a más, recordando que ya en 1978 y 79 los trabajadores británicos paralizaron con sus huelgas los servicios de energía, recolección de residuos y suministro de gas.
Ya sabemos que el miedo a la falta de trabajo en el marco de la recesión puede llegar a ser poderoso.
Y recuerdo que hay cerca de ocho millones de personas en situación laboral irregular en estos momentos en Europa.
Me pregunto: si ya ha comenzado la lucha por el empleo entre europeos ¿qué pasará con los ocho millones de trabajadores extranjeros ilegales cuando los recursos no alcancen para todos?
¿Serán demonizados para convertirlos en el chivo expiatorio que hay que sacrificar?
Cada día está más claro que la sociedad del bienestar se ha acabado para los occidentales, algo de lo que hay que tomar conciencia.
La solución no pasa por inyectarles dinero a los bancos para que sigan metiéndoselo en los bolsillos.
Ni tampoco por luchar unos contra otros por los escasos recursos.
O comenzamos a remar hacia el futuro, hacia el nuevo modelo de mundo que debemos crear para que todos podamos comer, o la crisis será cada vez más incontrolable.

Read Full Post »

A %d blogueros les gusta esto: